No hemos cruzado esa línea

La delgada línea roja...

En relación a cierta escena de Modern Warfare 2 Dan-E dice lo siguiente:

Un juego debería estar concebido para divertirte y no me entra en la cabeza dónde está la diversión en meterte en la piel de un terrorista y protagonizar una masacre indiscriminada de civiles.”
“Un videojuego no es un libro, ni es una película. En un videojuego vives una experiencia […] lo que la hace más impactante.”
“No recuerdo haber vivido una experiencia tan impactante y sobrecogedora jugando a un videojuego. […] esa fase está ahí para dar que hablar, más que para divertir. Si encuentras eso divertido, tienes un problema.”

El tema es que Modern Warfare 2 ha cruzado una línea, pero no la que Dan-E refiere (el uso de la violencia gratuita y descerebrada, dada la crudeza de la situación, como reclamo publicitario*), si no una más importante. Los videojuegos ya no tienen que ser divertidos. Aunque pueda parecer mentira, Infinity Ward ha acabado de un plumazo con una de las limitaciones que han arrastrado los videojuegos desde su creación, la casi-obligación de crear sensaciones agradables en el jugador.

Por eso no hay apenas juegos donde encarnemos a “los malos” -sic- de las guerras. Por eso siempre hay detrás del protagonista un deseo de venganza (le matan a la amada, a los familiares… o ambos), un porqué noble que nos permite desmembrar enemigos sin sentir remordimientos. Pocos, por no decir ningún juego, nos harán sentir mal matando algo/alguien. Hasta ahora.

Los videojuegos han cambiado para siempre. Se ha traspasado una línea que nos permite sentir, por las características propias del medio, toda la inmundicia que emana por los poros de cada ser humano con una cercanía nunca vista. Podemos sentir repulsión de nuestras acciones, derramar una lágrima por cada bala que sale de nuestro arma. Solo sintiendo ese sufrimiento, aceptándolo, se puede alcanzar a comprender parte de la verdadera esencia humana.

Algunos amigos frostienses (ahora en El Exilio) se preguntaban si podría llegar a ser divertido, dado el avance gráfico cada vez más cercano a la realidad, jugar a un FPS. Ya tenemos la respuesta (de una mente cuerda): No.

A cambio, ganamos un nuevo abánico de sensaciones, sensaciones desagradables. Evidentemente, me parece reprobable el uso de la violencia como fin y no como medio.* El problema, pues, no estará en la violencia por si misma, sino en su tratamiento, la fina línea que los estudios de desarrollo tendrán que evitar pasar a partir de ahora. Y lamentablemente, me temo, no todos los conseguirán.

De golpe y porrazo los videojuegos toman una nueva dimensión. El trasfondo generalizado seguirá siendo el de los planteamientos justos y nobles… pero habrá una nueva área reservada a las enfermedades de nuestra especie. Dan-E dice que “no tardaremos en ver otro juego en el que nos pondrán en la piel de un violador”. Si esa situación permite sentir los traumatismos de una mente retorcida, bienvenido sea. Si solo sirve para ser, literalmente, un violador, reniego.

Los videojuegos cada vez tienen menos de juego. Evolución o ¿destrucción? Ya sabéis mi opinión.

———————————————————————————–

* Línea hace tiempo cruzada, por otra parte, por juegos como Postal que, por poner un ejemplo, permitían orinar sobre los cadaveres decapitados de los habitantes de un pueblecito.

Esta entrada fue publicada en ARTÍCULO y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

10 respuestas a No hemos cruzado esa línea

  1. Mago blanco dijo:

    Yo siempre mi opción en casi todos los juegos es ser bueno ^^. Pero hace tiempo fallout 3, fable … que muchos juegos dejan la opción de ser malvado y matar a todo lo que se lleve por delante.

    Hace tiempo en feelbyte se generó una polémica gigantesca porque mi compañera de blog criticó un juego de caza. Mucha gente habló de doble moral y bla bla bla. Ahora veamos que ocurre matando humanos por diversión. Si la gente sigue pareciendole doble moral, el criticarlo.

    Yo por mi parte sigo pensando en mi linea, no es la realidad, así que distinguelo. Si no puedes ve al psiquiátrico más cercano. Y si te repugna normal me parece, pero respeta a la gente que no. Igual que a ti te puede gustar aniquilar zombis y alguien le podría parecer repugnante.

    PD: Creo que ya existe un juego de violadores japones. (No pondría la mano en el fuego, pero casi seguro que con tentaculos de por medio XD).

    PD2: En overlord ya me parecía cruel matar a las pobres ovejitas, no me imagino que me pasará si juego a esto.

    • wabo dijo:

      Los japos nos llevan años de ventaja… oh wait!!!😄

      Mi opinión también es que se es capaz de discernir lo real de lo que no lo es (de ahí el énfasis que pongo en lo de la persona cuerda).

      Luego me sale un asesino de la katana y la culpa es de los videojuegos. No disculpe, el tio estaba chalado. Los videojuegos, como mucho, actuaron de catalizador. Y si no hubiese tenido videojuegos habría sido el cine, la música, los libros (con todos ellos se han dado casos de perturbados y asesinos “célebres”)…

  2. Roy Ramker dijo:

    Es un tema bastante difícil, por que todos los que matas después de esa misión no pasa nada, ¿no? Quizá el problema sea “la realidad” con la que se ven los juegos de hoy en día, no es lo mismo matar un puñado de píxeles.

    Por supuesto que existe: Biko 3. Japón siempre estará por delante.

  3. GredXII dijo:

    Aun no he jugado a esa fase, ni al juego en sí, pronto podré hacerlo. Pero la verdad, creo que criminalizar un videojuego porque nos ofrezca “muerte”, “destrucción” o “maldad”… no es muy correcto.

    Yo siempre digo lo mismo, un videojuego siempre es tratado “diferente” si se trata de criticarlo. Los libros muchas veces son mas crudos que un videojuego, una película (véase Saw VI es defendida a capa y espada y es impensable que se estrene en una sala X porque se merece estar en una sala normal, si por mi fuera en la sala X se quedaba) puede ser mucho peor que un videojuego pero nadie se enfada por ello o los libros de historia que enseñan o instruyen a los alumnos en innumerables masacres e injusticias pero como es “educación” lo miramos con buenos ojos, ¿verdad?

    Si alguien se siente ofendido ya sea por un videojuego, libro o película que no juegue, lea o vea y listo. Pero claro cuando la cruda realidad se nos presenta ante los ojos todos somos puritanos (y repito que no hablo con conocimiento de causa sobre el videojuego en cuestión) pero cuando Mario, todo coloreado, salta y masacra setas, tortugas y demás animales que se le cruzan por el camino, lo vemos un juego inofensivo.

    Evidentemente no dejaría que un menor jugara a un juego que no es para su edad, pero la gente adulta a la que va dirigida el juego (si no me equivoco mayores de 16 años) es capaz de discernir entre “realidad y ficción”.

  4. Mago blanco dijo:

    Roy Ramker sabía yo que tenía que existir😄. Putos japos, he mirado la empresa que lo ha hecho y me suena de algun juego más de ese estilo😄.

  5. nacho134 dijo:

    … pues a mí la fase no me parece para tanto, no me parece divertida (hasta que llegan los polis), pero tampoco me he sentido un “assassin”. ¿O es que hay tanta diferencia entre matar a rusos con un kalashnikov en las manos o hacerlo con rusos sin kalashnikov? (siempre en el contexto de un videojuego). Además la escena entre otras cosas te dice algo importantísimo en el contexto del juego: “en la guerra moderna no hay frentes, la guerra moderna estalla en cualquier sitio, en una favela o en un aeropuerto lleno de civiles”. Para mí, un pasito más en la madurez del sector. No puede ser que no se censuren libros o películas que relatan o muestran escenas similares o peores y que sí se haga con un videojuego. Siempre y cuando esté justificado (y en este caso lo está) y además permita escoger entre jugar dicha fase o pasarla de laro, me parece bien.

  6. DAN·E dijo:

    Gracias por la mención, me alegra haber generado un poco más de ruido respecto al tema. A veces parece que este tipo de polémicas, si vienen de medios generalistas, no remueven tantas conciencias entre los gamers como cuando vienen de alguien que está dentro del mundillo.

    Al final, repito lo dicho: la escena me parece soberbia y una de las experiencias más impactantes que he tenido jugando a un videojuego. Pero hiere sensibilidades. Y si alguien duda que todo ha sido una estudiada campaña de marketing de Infinity Ward y Activision, que se pregunte por qué una semana antes del lanzamiento se “filtraron” vídeos de la famosa escena por la red misteriosamente.

    • wabo dijo:

      que se pregunte por qué una semana antes del lanzamiento se “filtraron” vídeos de la famosa escena por la red misteriosamente

      Evidentemente, y hace unos dias, en la única noticia hasta el momento que hemos publicado en alfagamer sobre MW2, criticaba la excesiva campaña publicitaria (hecha, al menos en parte, con la colaboración de los medios).

      Pero lo que tú ves como escandaloso (o por lo menos reprobable, dado el tratamiento marketingniano -tomayá-) yo lo veo como algo positivo, la apertura de la veda para verdaderos juegos adultos en el futuro.

      Juegos adultos no son juegos con argumentos de película de Almodovar, son esto.
      😉

  7. Pingback: Miyamoto: El 50% de la fórmula Nintendo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s